Qué es el marketing jurídico

marketing-juridico

El marketing jurídico es aquel conjunto de técnicas y estrategias que un abogado o despacho de abogados ponen en marcha, tras un exhaustivo análisis del mercado, con el fin de impactar en un determinado segmento del mismo, ya sea con el objetivo de captar clientes, hacer branding o aportar valor a su comunidad.

Existen dos grande tipos de marketing jurídico:

  • El marketing digital u online, que se despliega en Internet a través de la página web corporativa, redes sociales y publicidad, principalmente.
  • El marketing offline o convencional, en medios tradicionales como radio, televisión, prensa escrita y a través de relaciones públicas y eventos presenciales.

De entre todas las acciones de marketing jurídico podríamos hacer una segunda clasificación muy relacionada con la anterior, cuyo baremo es el tiempo en el que se espera tener resultados, ya sea a corto o medio plazo.

  • Acciones de marketing corto plazo, como son las campañas publicitarias o la compra de leads en directorios o marketplaces de abogados. La inversión en estos casos es importante. Se nos hace complicado pensar en una inversión menor a los 500 euros al mes. Las inversiones más altas, de las que nosotros tenemos constancia, han alcanzado los 20.000 euros mensuales con un retorno más que interesante. A través de estas acciones se busca captar clientes rápido y por lo tanto el riesgo es mayor. Para culminar con éxito una campaña publicitaria de este tipo es fundamental una impecable planificación y un equipo con experiencia en el sector.

“El presupuesto mínimo necesario para una campaña o estrategia publicitaria de éxito para un despacho de abogados parte de los 500 euros al mes.”

  • Acciones de marketing a largo plazo. Tienen su máxima expresión en creación de una comunidad en redes sociales, en las que el retorno es escaso e intermitente, o estrategias SEO de posicionamiento en Google, que suelen surtir efecto a partir del sexto mes pero favorece una captación de clientes con un alto retorno y sostenida en el tiempo.

I. MARKETING JURÍDICO DIGITAL U ONLINE

El marketing jurídico digital es clave para la supervivencia o aceleración de los despachos de abogados.

Algunas de estas acciones de marketing las puede realizar el propio abogado logrando buenos resultados y sin la necesidad de contratar a alguien o tener que invertir dinero. En este sentido van encaminados los tips que principalmente trataremos en Abogametrics. Para ello te recomendamos que te suscribas a nuestra Newsletter o pases a formar parte de nuestro Programa gratuito de Aceleración de Despachos.

“Hay muchas acciones de marketing que puede llevar a cabo el propio despacho de abogados obteniendo buenos resultados y sin la necesidad de invertir dinero”.

Apoyándonos en nuestra extensa e intensa experiencia, los tipos de marketing digital por orden de eficacia y rentabilidad son:

1. Página web

Tras años de mediciones hemos llegado a la conclusión que por cada 1.000 visitas cualificadas al mes que recibe la página web de un abogado, este factura más de 3.000 euros. Cualificadas son las visitas de potenciales clientes, no aquellas cuyo objetivo es meramente informativo.

No solo por esta razón se trata de una herramienta fundamental, sino porque además es el soporte en el que se apoyan los otros tipos de acciones para captar clientes en línea y que veremos a continuación. Además, si puedes destinar algo de tu tiempo, existen varias herramientas que te permiten tener una página gratuita o a un coste muy bajo. Estas son páginas con limitaciones pero pueden ser válidas dependiendo de tus necesidades. Si no lo tienes claro no dudes en preguntarnos AQUÍ, estaremos encantados de ayudarte. O si deseas una web profesional haz clic en el siguiente ENLACE.

2. SEO

El SEO consiste en aparecer en los primeros resultados de búsqueda de aquellos usuarios que necesitan contratar un abogado y para tal fin hacen búsquedas a través de Internet.

Junto con la página web, una buena estrategia SEO es la mejor inversión que puede hacerse, ya que apareciendo en los primeros resultados de Google se logra obtener un flujo de clientes gratis y muy estable. Los costes SEO se concentran en la implementación de la estrategia y el mantenimiento de ciertas acciones mensuales, pero son cantidades muy asumibles y con una alta rentabilidad.

3. SEO Local

Esta puede y debe ser una de las primera acción de marketing online que todo despacho de abogados debe ejecutar, ya que te ayuda a posicionarte localmente, y te verán aquellos que por cercanía tienen más posibilidades de contratarte, pero además porque ponerlo en marcha es muy fácil, aún en su versión más básica pero también efectiva,

Para que esta estrategia de marketing jurídico tenga éxito debes seguir estos pasos:

  • Alta en Google My Business con una correcta cumplimentación de la ficha de empresa.
  • Recabar reseñas de clientes para que tu ficha cuente con opiniones.
  • Colgar mensualmente algo de contenido, una fotografía o quizás una oferta.

Con estas sencillas acciones ya verás resultados, que más adelante podrás intensificar y cuentas con nosotros para ello.

Una duda que a los abogados siempre les viene a la cabeza es saber si para hacer SEO Local es necesario tener una página web. Lo cierto es que no es imprescindible, de hecho la ficha del despacho que genera Google My Business cada vez es más parecida a una página web (creemos que ese es su objetivo final), y puedes darte de alta sin necesidad de tenerla. Por lo tanto no es imprescindible pero sí recomendable, ya que parte de la información que necesita Google para posicionarte mejor se encuentra en la web corporativa, con su contenido y su autoridad.

4. Email marketing

Para un abogado el email marketing puede convertirse en la forma de captación de clientes más efectiva y económica. Consiste en hacer un uso adecuado de la base de datos de aquellos que fueron clientes o se postularon para serlo. Si están en tu base de datos es porque un día decidieron depositar su confianza en ti y por lo tanto es muy probable que lo vuelvan a hacer y te contraten de nuevo. Pero para ello es necesario o bien que tu actuación profesional haya sido tan sobresaliente que hayas generado un recuerdo imborrable en su mente, o bien que no permitas que se enfríe el vínculo a través de comunicaciones periódicas planificadas.

Uno de los errores más habituales de los abogados consiste en querer usar su base de datos de clientes, primero porque por deformación profesional saben que es información sensible (obviamente se debe realizar observando los requisitos legales de tratamiento de datos), segundo porque en el sector aún no está del todo bien vista una exposición tan directa hacia el cliente, y tercero porque o no tienen tiempo para ello o desconocen su gran potencial.

La única complicación del email marketing está en planificar una correcta estrategia de envío de contenidos, tanto en cuanto al contenido como a la periodicidad. Muchas veces los abogados comunican o comparten información demasiado técnica, que es probable que solo llame la atención de compañeros de profesión.

5. Directorios de abogados

Hay muchos y funcionan bien muy pocos. Los modelos de negocio son variados y los trataremos individualmente en próximas publicaciones de Abogametrics. Es interesante entenderlos porque puede ser un buen canal de captación de clientes si se usan bien, y pocas veces su usan correctamente.

El retorno de la inversión es rápido, es decir, puedes invertir una cantidad de dinero un mes y recuperarla con beneficios al mes siguiente, pero para lograrlo es necesario saber, y te diremos, en qué marketplaces debes estar y en cuáles no merece la pena.

6. SEM y ADS

Se trata de los anuncios de pago de toda la vida pero en el entorno digital, principalmente en buscadores y redes sociales. Los más utilizados son Google Ads y Facebook (e Instagram) Ads. No son baratos y si quieres tener éxito lo mejores es que cuentes con un experto especializado en este sector, a no ser que estés dispuesto a estudiar y dedicarle mucho tiempo y/o dinero.

La buena noticia es que si se plantea de forma correcta los resultados tardarán muy poco en llegar. Desde el primer día que pongas en marcha la campaña podrías recibir contactos o llamadas de potenciales clientes. Además los verdaderos expertos en este área te pueden dar aproximaciones bastante certeras de cuánto dinero es necesario invertir y qué resultados cabe esperar. Asegúrate muy mucho de quién te gestiona estas campañas, sino es muy probable que pierdas dinero.

7. Redes sociales

Merecen un capítulo aparte. Pese a que son gratuitas y atrayentes lo cierto es que son la mejor forma de creer que estás trabajando cuando en realidad solo pierdes el tiempo.

Cada red social tiene una finalidad y contexto distinto que se debe tratar individualmente. Salvo que hayas nacido para influencer lo común es que para que sean rentables se les deba dedicar mucho tiempo, que siempre se traduce en dinero, y aún así va a ser complicado sacarles partido. Recuerda, los seguidores y los «me gusta» nos agradan a todos, pero rara vez se traducen en clientes. Al menos hasta que adquieran un volumen considerable y el contenido esté bien enfocado y planificado.

Hay casos de éxito en entornos muy complicados, como Twitter, y que trataremos en Abogametrics, pero son muchas las cuentas de abogados en redes sociales se terminan abandonando, lo que no da muy buena imagen.

Pronto publicaremos un post hablando sobre el marketing jurídico offline o convencional. Suscríbete a nuestra Newsletter para que te avisemos de esta publicación enviándote una alerta.

MARKETING JURÍDICO

Servicios de marketing

logo-abogametrics

DESARROLLO DE PÁGINAS WEB

Desde 395 euros
logo-abogametrics

CAPTACIÓN DE CLIENTES SEO

Desde 100 euros al mes

¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

Déjanos tu email si quieres recibir nuestros tips para captar clientes en Internet.

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.